jueves, 29 de octubre de 2015

LUSH

El eslogan de esta marca es:
Cosmética fresca hecha a mano.

Los productos que yo he probado tal y como aparecen en la Web de LUSH  son estos:


Y estos son los que yo compré en tienda:

JABÓN DIRTY 
(jabón en pastilla) 
100 g - 5,95 €
COLOR Y FORMA: Es un jabón a base de glicerina de color azul oscuro, como se ve en la foto y deja el agua azul, así como la piel cuando la enjabonas. Este jabón contiene unos brillos, como se aprecia en la foto que son debidos a una purpurina muy menuda y que no queda adherida en la piel una vez aclarada.
OLOR: Huele a menta (chicle típico sin azúcar de sabor a menta) y aunque deja olor en el lugar donde lo tengas guardado, y también al usarlo, luego en la piel es muy sutil e inapreciable a no ser que te acerques mucho. 
TEXTURA Y USO: Una vez húmedo es bastante resbaladizo y hace mucha espuma, con lo cual es probable que dure más bien poco tiempo en comparación con otros jabones sin glicerina.
Imágenes de cómo deja el agua...(hay que aclarar a conciencia el lavabo, bañera o plato de ducha después de usarlo).
OPINIÓN PERSONAL: El olor es agradable para tenerlo en el baño, porque inspira frescor y limpieza pero no limpia ni más ni menos que un gel u otros jabones, ni deja una fragancia notable en el cuerpo... así que defendería su uso para aromatizar cajones y zonas de la casa, pero no tanto para higiene personal. Además para mi gusto lleva excesivo colorante.

 

TEODORANTE
(desodorante en polvo) 
pastilla (90 g) - 9,95 €
COLOR Y FORMA: El desodorante es la parte blanca, que se trata de un polvo comprimido en forma de pastilla. Es muy compacto y robusto, pero puede romperse con más o menos facilidad, por ello lleva una base de cera azul que además lo hace más manejable.
OLOR: Tiene un olor cítrico muy fuerte, entre limón y lima que recuerda a esos fregasuelos potentes, y este desodorante, como tal, también lo inunda todo con su fragancia, a modo de un buen ambientador y que además es muy agradable.
TEXTURA Y USO: Al tratarse de un desodorante en polvo hay que hacer porque el producto se adhiera a la axila, pero es muy sencillo, pues basta con dar dos o tres pasadas por encima de la piel para que el polvo se desprenda en su justa medida. 
OPINIÓN PERSONAL: Al principio deja su característico olor en la axila, pero luego deja de notarse, así que no se mezcla con otros olores ni enmascara el de la colonia, perfume, o crema que se pueda usar en el resto del cuerpo. Al igual que otros desodorantes en polvo ayuda a contener la sudoración de las axilas y frena mejor el olor de las mismas, debido al efecto bactericida que tiene (recordemos que el mal olor del sudor suele ser debido a las bacterias). Como es tan compacto no se gasta tan fácilmente, por lo que parece que cunde mucho, y por lo tanto tiene muy buena relación calidad/precio.

MANITAS
(crema de manos en pastilla)
pastilla (60 g) - 5,95 €
COLOR Y FORMA: Es una pastilla de aspecto jabonoso de color amarillo claro con forma de mano. 
OLOR: a flores secas. Recuerda un poco a las florecillas del campo, a flores silvestres, no es un olor de alguna flor en concreto.
TEXTURA Y USO: Es fácil de usar ya que basta que manejemos la pastilla como si nos estuviésemos enjabonando las manos. Pero ojo, es untusa, por lo que hay que irse aplicándola poco a poco para que se vaya absorbiendo. Se guarda muy bien en el papel que nos dan, que no absorve los aceites.
OPINIÓN PERSONAL: Deja la piel muy suave y con aspecto hidratado, pero si nos pasamos más de la cuenta al frotarnos, las manos quedan aceitosas y se hace necesario retirar el exceso con una toalla. Yo la recomendaría para momentos en los que no tenemos que usar las manos para nada, es decir, para cuando estamos viendo la tele o nos vamos a la cama, porque como ya he dicho, es fácil que quede algo de exceso de aceites en las manos que pueden manchar aquello que toquemos después. Pero bueno, al final todo acaba absorbiéndose.


TEA TREE WATER
(tónico)
100 g - 5,20 €
COLOR Y FORMA: es un líquido transparente que parece agua y viene en un bote con vaporizador.
OLOR: con el olor típico del árbol de té, así que como es acuoso y no aceitoso, puede recordar un poco a una infusión. El olor no perdura, pues realmente es bastante suave.
TEXTURA Y USO: la sensación es como si te echases agua corriente en la cara, pero como es especial para pieles grasas, al poco rato comienzas a sentir la tirantez en la piel. Vasta vaporizar un poco directamente sobre el cutis y repartir con masajes suaves, o bien vaporizar un poco en las manos para repartirlo después por las zonas de la cara que deseamos, sobre todo si es que tenemos la piel mixta, ya que nos interesará más en unas zonas que en otras, como pueden ser la frente o barbilla que son las que son más propensas a engrasarse.
OPINIÓN PERSONAL: va muy bien para pieles grasas y mixtas, pero recomendaría no abusar de este producto, porque aunque la sensación inicial es que deja la piel tersa (para los cutis grasos parece una "bendición") con el uso repetido la piel se va resecando, así que supongo que lo mejor sea combinarlo con alguna hidratante que no engrase la piel y haga perdurar el efecto de este espray, o bien usarlo solo en casos en los que nuestra piel se siente más grasienta de lo normal.



LA MASOQUISTA (ya no se vende)
(manteca corporal exfoliante en pastilla)
pastilla (95 g) - 8,75 €
COLOR Y FORMA: es de color negro, algo aceitosa cuando se va calentando y un poquito áspera debido a las partículas exfoliantes que lleva.
OLOR: Tiene un fuerte olor a grosella.
TEXTURA Y USO: Una vez te has duchado (enjabonado y aclarado) te puedes frotar con la pastilla el cuerpo húmedo y verás cómo va dejando puntitos negros por la piel. Es un poco áspera si está fría pero se reparte muy bien sobre la piel húmeda y caliente. Además su forma cúbica consigue que no se nos rompa hasta el último uso. Una pastilla tiene cantidad suficiente como para usarla unas 5-6 veces por lo menos, pues no es necesaria demasiada cnatidad ya que una vez que se aplica por tronco y extremidades se puede repartir frotando con las manos por el resto del cuerpo, y así los puntitos negros de carbón, responsables de la exfoliación, podrán hacer mejor su trabajo.
OPINIÓN PERSONAL: Es mi producto favorito de Lush (bueno, lo era porque ya lo han retirado). El olor mientras se usa es potente, las partículas de carbón se notan bien, no como otros exfoliantes que te quedas con la duda de si habrán hecho algo. Y al aclararse con agua después la piel queda suave, igual que si te acabaras de echar aceite directamente, pero no deja la piel grasienta ni resbaladiza. Ah! y el olor sí que perdura en la piel.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Loading...